Si pensamos en los safaris por África, no podemos dejar de hablar de países como Kenia y Namibia, que son dos clásicos en cuestión de safaris y que son las opciones principales de los turistas que quieren hacer un safari, ya que hay otros países donde el riesgo se mayor, debido a la situación, mientras que en Namibia la situación está más controlada y no es tan arriesgado hacer un safari, una experiencia muy recomendable para personas que quieran encontrarse con la cara natural de este país.

safari-namibia.jpg

Dentro del safari es muy importante destacar que los desiertos forman parte de los atractivos que los turistas podrán ver, ya que no sólo los animales pueden ser protagonistas de tu viaje, sobre todo cuando la naturaleza y los paisajes de Namibia son tan hermosos y tan fascinantes de ver. No podemos dejar de disfrutar con la gran variedad de animales salvajes, tanto leones como otro tipo de animales, tanto grandes como pequeños, tales como serpientes y escorpiones, que pueden ser vistos con facilidad.

Namibia es un país muy misterioso, con una fauna muy variada y casi toda es muy peligrosa, aunque aún así es una fauna muy agradable de ver a la distancia apropiada, siempre guardando la distancia que los guías te aconsejen, porque los peligros de Namibia son numerosos y durante un safari no debemos ignorarlos. Aunque parezca mentira, en cierto modo arriesgamos nuestra vida durante un safari, aunque el riesgo no debería ser muy alto para poder disfrutar de esta experiencia.